English

Iván Capote (Pinar del Río, 1973), ha trabajado lo relativo al ser; su naturaleza inmaterial, intangible. En su trabajo el texto ocupa el centro de su investigación intelectual y estética. Lo que Iván extrae del texto escrito se convierte en herramienta de análisis a través “de un vínculo que establece entre los elementos del lenguaje y su nueva condición escultórica. Las palabras (en su esencia misma) resultaron protagonistas en favor de la manipulación simbólica del espectador. Iván validó la síntesis desde el aforismo como concepto, transitando hacia una opción minimal más radical”.

Los artefactos que Iván construye mantienen “una diáfana relación con el público gracias a una escala que facilita un intercambio directo (íntimo) con preocupaciones y juicios sobre lo trascendente”.

Las obras de Iván Capote, convidan “al disfrute de entresijos reflexivos o a una interioridad centrada en el objeto, como si hubiese destilado el pensamiento hasta alcanzar un alto grado de pureza en “máquinas” sencillas, cuyas acciones construyen enunciados simbólicos que nos llaman a la íntima reflexión y a la degustación visual”. De ahí que llame la atención de la propuesta conceptual de este artista esa “invitación al desciframiento, cruzada por una suerte de ensimismamiento ontológico con el que se anulaba el vacío existencial”, “condensando lo relativo al ser; su naturaleza inmaterial, intangible.

To Top